Psicoterapia por lo general se da en un consultorio o algún espacio cerrado, que facilita un ambiente de privacidad, donde se puede conversar de manera ininterrumpida. En el centro de la atención está el consultante y su demanda terapéutica, que puede ser algún malestar específico o la simple necesidad de hablar con alguien. El terapeuta presta un tiempo determinado (por lo general una hora) para conversar exclusivamente con el/la o los consultantes; les escucha, comparte e invita a la reflexión. La intervención siempre varía un poco, de acuerdo al enfoque que practica el terapeuta.   

Psicoterapia en línea no es una forma de intervención tan distinta, igual estamos frente a frente, aunque no nos encontramos en el mismo espacio. La videoconferencia es una propuesta, mediante la cual se puede facilitar un servicio terapéutico dialógico y hay consultantes que se sienten más cómodos con este medio de comunicación.    

Durante la terapia en línea, cada uno se encuentra en su lugar de elección que, de igual forma debe estar libre de distractores y facilitar un ambiente de privacidad, como lo proporciona un consultorio. 

Para que se puede dar una buena conversación, debes disponer de un dispositivo electrónico con cámara, micrófono y una conexión a internet estable (computadora, Tablet o celular). La consulta dura una hora aproximadamente, durante la cual llevamos una conversación y si te gustó y sientes que te fue útil, podemos continuar en un siguiente encuentro; las veces que tu deseas y con la frecuencia que sientes que necesitas. 

Si deseas seguir un proceso terapéutico con más personas, como tu pareja u otros familiares, pueden conectarse desde un solo dispositivo o desde diferentes lugares. Lo importante es que todos estén de acuerdo y se sienten cómodos en el espacio.  

Yo trabajo con un enfoque colaborativo, que se centra mayormente en el diálogo, por lo que el proceso no se distingue mucho de la terapia presencial en un consultorio. Sin embargo, si tienes más preguntas respecto a cómo se lleva a cabo la terapia en línea, sus ventajas y desventajas, puedes contactarme. Te puedo dar más información sobre costos, formas de pago y lo que necesitas saber y vemos si es una opción para ti. 

Al momento de agendar una cita conmigo, te enviaré una invitación a tu correo electrónico, con el enlace que te permite entrar a la videoconferencia, en el día y a la hora que acordamos la cita.